BLOG

El daño que causan las bolsas de plástico

Share on facebook
Share on linkedin

El plástico es un producto que se ha vuelto parte casi indispensable en nuestras vidas, cientos de empresas que producen masivamente lo utilizan para sus empaques. Desafortunadamente este es uno de los productos que más contamina al medio ambiente, no solo por lo lento que es para degradarse, también por la gran cantidad que se produce día con día.

Además, siendo más específicos las bolsas de plástico es solo un producto dentro de la gama de miles que hay, sin embargo, este producto es uno de los más usados y que comúnmente puedes encontrar en cualquier hogar. El problema es que las bolsas de plástico también son unas de las variables del plástico que más dañan al planeta.

Vida Silvestre

Una de las consecuencias más graves del uso de bolsas de plástico es que muchas de ellas terminan en lugares donde habitan animales, lo que provoca que estos se los coman y sufran graves problemas de salud. Un ejemplo son las vacas en las cuales se han encontrado más de 50 bolsas en su interior al morir, otro ejemplo son las tortugas, las cuales confunden las bolsas con medusas, las cuales son un alimento típico para ellas.

Las bolsas de plástico son difíciles de dirigir, lo que provoca que se queden en el intestino de los animales provocando infecciones severas que los llevan a la muerte, además de que pueden atorarse en la garganta provocando la asfixia.

Contaminación en el mar

Otra grave consecuencia del uso excesivo de las bolsas de plástico es la cantidad de basura que se genera en el mar, ya que, muchos residuos se vierten en el océano provocando que existan actualmente 5 islas de pura basura que gracias a las corrientes terminará afectando cantidad infinita de lugares.

Además, algo más grave es la confirmación de que no existe un solo lugar en el océano donde no se hayan encontrado microplástico, inclusive en las profundidades del ártico. Esto quiere decir que la contaminación ha llegado a tal punto que es imposible encontrar un lugar donde exista dicha problemática.

Tiempo de descomposición

Una gran cantidad de productos hechos de plástico incluyendo las bolsas pueden tardar desde los 150 años hasta los 1000 años en descomponerse dentro de los vertederos. El problema es que no dejamos de producir plástico, lo que llevará cada vez más tiempo descomponerse de forma natural.

Existen muchas maneras de ayudar al medio ambiente, una de ellas es dejando de usar plástico o intentando reducir la cantidad que usamos. Otra manera es mediante el uso de paneles solares como los que encontrarás en Vivesolar, eso ayudará a reducir la huella de carbono y mejorará el medio ambiente que nos rodea.